La vasectomía consiste en hacer una o dos pequeñas incisiones en el escroto con anestesia local, y seccionar los dos conductos deferentes, impidiendo así que los espermatozoides pueden llegar al semen eyaculado. Se seguirán produciendo espermatozoides, pero al no poder salir serán absorbidos por el organismo, de modo que en la eyaculación sólo habrá líquido seminal.

Durante 3 meses deberá mantener las medidas anticonceptivas que viene utilizando y realizar las máximas eyaculaciones posibles. Pasado ese tiempo, con el fin de asegurar el resultado stisfactorio del procedimiento, habrá de realizarse un análisis de semen que deberá demostrar la ausencia de espermatozoides en el eyaculado. Sólo entonces podrá abandonar las medidas anticonceptivas con seguridad.

La vasectomía es un método anticonceptivo de carácter permanente, por lo que es importante que usted y su pareja tengan claro que no desean más hijos.

Pero ¿qué es la vasectomía sin bisturí?

La vasectomía sin bisturí se practica con unos instrumentos especialmente diseñados para ello y la herida es mínima, con lo cual el sangrado es prácticamente nulo y las posibilidades de infección son escasas. Igualmente, el dolor intraoperatorio y las molestias postoperatorias son mínimos.

CONSULTE